domingo, septiembre 06, 2009

LA CONTRACRONICA DE OLESA DE BONESVALLS.

Buenas,

En el capítulo de Barrio Sésamo de hoy, vamos a ver la diferencia entre tres conceptos claves en el mundo ciclista: torta, tortilla y tortazo. Vayamos pues al detalle con cada uno de ellos.

Torta: estado físico en el cual se sufre una desconexión entre el cerebro y el resto del cuerpo. Dependiendo del personaje y del momento, se puede manifiestar de formas diferentes. En la salida de hoy a Olesa de Bonesvalls, por ejemplo, se han visto tres versiones distintas: (1) Al Jockey y al Mingo, en forma de fallo disléxico. Tras bajar la Creu de l'Aragall y pasar la Palma de Cervelló, los brazos han girado el manillar hacia la izquierda (dirección Molins de Rei) aunque el cerebro les indicaba que la ruta correcta era girando hacia la derecha, dirección Cervelló y Vallirana. (2) Al Zape, en forma de dolor de cabeza. Después de llevar un rato el motor en la zona roja del cuentarrevoluciones, una ligera presión en las sienes le comenzaba a advertir que si seguía dando pedales de esa forma iba a emular la famosa escena de la película "Scanners", de David Cronenberg. Así que nada, media vuelta y para casa. (y 3) Al Rodríguez, en forma de agujero negro en el estómago. Hoy era fácil saber por dónde había pasado, sólo había que seguir el rastro de envoltorios de barritas, magdalenas y palmeras de chocolate que ha ido dejando por el camino. Siguiendo con el catálogo de tortas que comenzamos la semana pasada, recordar también algunas como la del Toni Llebot en la Ruta del Opio del Mont Caro, cuando se le hizo de noche camino del coche, la del Pipo en la Clásica de Semana Santa de Sant Llorenç de Morunys (por Gòsol, Tuixén y Port del Comte), la del Rodríguez padre en otra Clásica de Semana Santa de Sant Llorenç de Morunys (por Solsona, Cambrils y el Col de Jou), o la del Carlos de Sant Boi (y su colega) en la Barcelona-Berga-Vic-Barcelona de 1998. Hasta los mejores profesionales conocen su significado, ahí están de ejemplo la de Indurain en Les Arcs, la de Armstrong en el Joux Plane, la de Ullrich en el Galibier o más recientemente la de Contador en la París-Niza de este año.

Tortilla: alimento básico para el ciclismo. Nada de barritas, espaguettis ni powergeles. Pese a la insistencia de algunos en pedirse platos-trampa (butifarras, bocatas de lomo-queso) o mariconadas tipo bocata de atún, las gallinas tiemblan en los pueblos donde la piara decide avituallarse. Sea con queso, con jamón o de patatas, el efecto recuperador de la tortilla se hace evidente en jornadas como la de hoy, en la que el Rodríguez se ha recuperado plenamente de su torta y ha aguantado el regreso en el grupo delantero pese a los intentos del Mora por reducir el número de integrantes.

Tortazo: reducción brusca de la velocidad del conjunto máquina-ciclista, a menudo acompañada de daños de chapa y pintura. Hoy hemos disfrutado del retorno del Paco taxista, después de algunas semanas de baja después de imitar al Pedrosa en una de las curvas de la carretera de Gelida. Y casi que vivimos un tortazo en directo, cuando un opel vectra ¿conducido? por una fémina decidió aparcar cruzando el carril-bici ya en la entrada a Gavà, justo en el momento en que pasaba por ahí un ciclista vestido de Caisse d'Epargne (nosotros esperábamos a la presidenta en la gasolinera). Aunque finalmente no pasó nada, desconocemos qué pensó la susodicha tras la cerrada ovación que le dedicamos cuando salió del coche, por la excelente maniobra que acababa de realizar.

La salida de esta semana ha demostrado que el ciclismo-espectáculo existe, y que causa más bajas que la famosa gripe A. Una buena avanzadilla de cara a algunas de las salidas que nos esperan como preparación a la Ruta del Opio, como las que haremos en Octubre camino de las Tortilleras o de la Creu d'Olorda.

Nos vemos el sábado próximo en Castellbell i el Vilar. No os castiguéis demasiado el viernes :o)

Er presi

Video CLIP TUSINUS & AC/DC